viernes, 7 de diciembre de 2012

INSTITUTO MEXIQUENSE DE LA PIROTECNIA CULMINA SU CAPACITACIÓN EN SLP SOBRE EL RIESGO DEL MAL USO DE LA PRIOTECNIA

Foto: Carlos Urbano Fuentes, Alicia Hernández y Liliana Rosas, capacitadores del Imepi

San Luis Potosí, S.L.P., 07 de diciembre 2012.- Instructores del Instituto Mexiquense de la Pirotecnia culminaron este día la capacitación a autoridades, expendedores y fabricantes, así como estudiantes, maestros y padres de familia, que ofrecieron en las instalaciones del Centro de Capacitación, Investigación y Operaciones de la Dirección general de Protección Civil del Estado.

El objetivo de este curso fue brindar los conocimientos a todos los involucrados en esta actividad, desde quienes la fabrican hasta su consumidor, para evitar accidentes por el uso de artefactos de juguetería pirotecnia.

Alicia Hernández, capacitadora del la Subdirección de  Capacitación e Innovación Tecnológica del Imepi, explicó que es necesario que se lleven a cabo estas acciones en todo el país para evitar muertes y lesiones derivadas de la manipulación de este tipo de productos.

Dio a conocer que durante el primero día del curso, se brindó información a especialmente a productores sobre las medidas que impone la Secretaría de la Defensa Nacional en la fabricación de juguetería pirotécnica y fuegos artificiales.

Apuntó que se les explicó que para su propia seguridad, las personas que manipulan estos productos en los polvorines deben usar goles, y guantes, y una diferente bata en cada una de las áreas, tales como materia prima, barriles o producto termina. De igual manera deben de dejar la ropa que usaron en el lugar y no llevarla a sus casas ya que algunas de las sustancias con las que trabajan, como  el hexaclorobenceno o hexacloroetano, son peligrosas, incluso cancerígenas.

En este sentido, señaló que también se promueve la modernización de esta industria a través del uso de sustancias menos peligrosos y amigables con el medio ambiente, como las sales de bismuto.

Apuntó que es necesario que cumplan con las medidas que establece la Sedena en cuanto a la distancia que deben estar de otros polvorines, que es de 35 metros, así como de cualquier otro tipo de construcción, como casas, gasolineras, escuelas, estaciones eléctricas, que es de mil metros.

Lamentó que muchas veces, los planes de desarrollo municipales no tomen en cuenta esta situación y años después de haberse instalado un polvorín con las medidas reglamentarias, con el crecimiento de las ciudades se autoricen fraccionamientos sin respetar las distancias de seguridad necesarias.

Con respecto a la capacitación que se ofreció a elementos de Protección Civil, Seguridad Pública y Bomberos, señaló la funcionaria que se les dio información sobre qué hacer en caso de una conflagración producida por pirotecnia, cómo actuar en caso de la detección de un polvorín clandestino y sobre la desactivación de una bomba de pirotecnia.

Apuntó que en caso de un incidente, o cuando aún no se ha producido el daño, en el caso de la pirotecnia es necesario que los elementos de las instituciones anteponga su seguridad a cualquier otra acción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario